DanzaLuna con los estudiantes de la Facultad de Educación (Complutense de Madrid).

Una experiencia enriquecedora para ambos colectivos, el de los estudiantes y el de los bailarines. ¡¡Una lección para todos!!.

Una vez más el ARTE une a las personas y demuestra que lo imposible puede ser posible.